“Parallel lines”un clásico en tres géneros musicales: punk, new wave y rock.

Fernando Aguilar

Después de mis top tres bandas musicales (“The Beatles”, “Queen” y “KISS”), una de las que gozan mis preferencias y admiración es “Blondie”, grupo norteamericano creado en 1974.  Pioneros y pilares fundamentales del género “new wave” tras la transición del “punk rock”.

Exitosos en diferentes países, totalmente sub-valuados en su propio país y en su ciudad: Nueva York.  A pesar de mezclar ritmos entre punk, pop, disco, synth pop, reggae y rap, siempre sabías qué esperar de “Blondie” y era bien recibido… y destinado al éxito.

El “boom” es su tercer álbum: “Parallel lines” de 1978 producido por Mike Chapman que ofreció al mercado seis sencillos y que seguramente iré hablando de ellos conforme se presente la oportunidad.  A la fecha, éste larga duración ha vendido más de 20 millones de copias en todo el mundo.

Si no me equivoco, en ese momento “Blondie” lo formaban Debbie Harry, Gary Valentine, Clem Burke, Chris Stein y Jimmy Destri.

Un día como hoy de 1979, la canción “Sunday girl” se convierte en el segundo éxito de “Blondie” en llegar al primer lugar de las listas de popularidad del Reino Unido.  El escritor de la canción es Chris Stein.

No sólo fue número uno en Inglaterra, también en Australia e Irlanda, sexto en Alemania, trece en Holanda.

Ya podremos ir conociendo más éxitos de este grupazo y del mismo y único “Parallel lines”: “Picture this”, “I’m gonna love you too”, “Hanging on the telephone”, “Heart of glass” y “One Way or Another”.  

Simplemente “Heart of glass” y “One way or another” fueron votadas dentro de las 500 mejores canciones de la historia según la revista Rolling Stone.Voy doble contra sencillo a que van a dejar lo que están haciendo para escuchar “Sunday girl”, y otro doble contra sencillo a que van a querer escucharla y verla otra vez: